¿Cómo abrir los datos contribuye a la democracia?

En las sociedades democráticas consideramos importante que las personas participen de manera significativa en la toma de decisiones de forma mucho más sustancial que simplemente a través del ejercicio del derecho al voto, que tiene lugar una vez cada cinco años en promedio. Mientras que el voto es una parte crucial de una democracia representativa, no es el fin de la participación democrática. Una vez elegidos, los gobiernos deben estar en escucha activa y trabajo permanente con los ciudadanos en el desarrollo de políticas públicas y servicios. 

Datos Abiertos y Democracia - OpenData
Foto: goethe.de

La razón más importante es el hecho de que esta continua comunicación, proporciona la oportunidad para que los funcionarios públicos puedan aprovechar la experiencia colectiva del público y hacerse así, una idea de lo que de otro modo no tendrían acceso. 

Existe una serie de actividades que los gobiernos locales y nacionales llevan a cabo para escuchar y comprometerse con los ciudadanos. Estas van desde el modelo de consulta estándar - en el que un servicio u organismo de gobierno da a conocer una encuesta, formulando una serie de preguntas en torno a un conjunto de propuestas para una política o servicio específico - a través de muchas manos y enfoques, como por ejemplo los presupuestos participativos; hasta otros métodos mucho más extensibles como los referendos consultivos. 

La Comisión Europea hace mandatorio el uso de Datos Abiertos 

La Comisión Europea hace mandatorio el uso de Datos Abiertos (Open Data) desde 01 enero de 2017 bajo su plan Horizonte 2020 y con una inversión de € 80 mil millones de fondos para la investigación. En una declaración reciente, Carlos Moedas - Comisario Europeo de Investigación, Ciencia e Innovación dijo "a partir del Programa de Trabajo de 2017, la corriente piloto de investigación abierta de datos se ampliará para cubrir todas las áreas temáticas de Horizonte 2020, por lo que los datos de investigaciones abiertas por defecto, tendrán ajustes. Este movimiento va a impulsar la competitividad mediante la aceleración de la innovación y la colaboración, mejorará la transparencia y evitará la duplicación de esfuerzos". 

Esto significa que a partir del 1 enero de 2017, todas las propuestas financiadas tendrán que hacer público y disponible todos los datos y resultados de las investigaciones digitales que generan abiertamente. Se refieren a que todos los productos de las investigaciones puedan ser "lo más abierto posible, tan cerrado como sea necesario". 

Asimismo, un nuevo elemento adicional en Horizonte 2020 es el uso de Planes de Gestión de Datos (DMP), para detallar los datos que generarán los proyectos: cómo van a ser accesibles para la verificación y reutilización, y cómo va a ser curados y preservados los datos. Para ello, han combinado esfuerzos transatlánticos con la herramienta de la Universidad de California DMP Tool y la herramienta del Centro de Curación Digital del Reino Unido DMP OnLine. Este formato estandarizado se presenta como un mecanismo para la integración de los datos y evitar la duplicación de esfuerzos. 

¿Sólo debemos abrir los datos? 

Cada día, vemos como un número cada vez mayor de conjunto de datos de gobiernos son liberados abiertamente en el mundo entero – para una mirada rápida basta ver https://data.gov.uk/



Es importante saber, que esta versión abierta de los datos de un gobierno local o nacional a menudo se presenta como un bien público, y como un bien democrático, ya que estos datos abiertos permiten a las personas responsables de los gobiernos presentar cuentas, y a los ciudadanos comprender mejor lo que está haciendo el gobierno. Sin embargo, se presenta una limitante y es que no se tiene en cuenta que la gran mayoría de los ciudadanos comunes no saben cómo utilizar los datos que se liberan, no saben que esta información está siendo liberada y está disponible para ellos, y finalmente, no tienen el tiempo o la inclinación para hacer uso de estos datos. Esto significa que los principales beneficiarios de los datos abiertos son aquellos individuos, periodistas, consultores y empresas que tienen habilidades importantes con el manejo de los datos, que lamentablemente no es la gran mayoría de los ciudadanos. 

Por otra parte, en su mayoría el conjunto de datos que se liberan son los que eligen los gobiernos liberar; ya sea porque son relativamente fáciles de liberar. Por ejemplo, casos de negocio existentes para justificar costos de la organización y asimismo la liberación de los datos, o como resultado de la presión ejercida por comunidades comprometidas con los datos abiertos o grandes organizaciones. Si bien existen mecanismos para que los ciudadanos soliciten a sus gobiernos que los datos estén disponibles públicamente, no parece ser estas rutas bien conocidas por muchos de los que se beneficiarían del uso de los datos públicos abiertos. 

¿Cómo abrir los datos contribuiría a ser más valiosa la vida de los ciudadanos? 

En medio del cambio que estamos viendo en torno a la participación ciudadana y la participación de estos en la formulación de políticas públicas, sería realmente transformacional combinarlo con la corriente de datos abiertos (open data). 

A medida que los gobiernos locales y nacionales, invitan a participar o consultan a los ciudadanos sobre propuestas de política o cambios en la prestación de servicios, igualmente sería necesario la liberación de estos datos de forma abierta e inmediata. Asimismo, sería interesante la presentación de estos datos de forma organizada, por ejemplo: por temas o servicios que hagan sencillo el acceso a los ciudadanos que deseen explorar los datos y que no tengan habilidades tecnológicas y/o estadísticas. En este punto, se hace importante consultar los estándares para el uso de Planes de Gestión de Datos (DMP).

La publicación de datos de forma periódica podría estar acompañada por eventos, invitando a los residentes locales y otros ciudadanos a utilizar y explorar los datos, junto con los funcionarios públicos y otras personas interesadas con conocimientos pertinentes en el manejo de datos, además ofrecer a los ciudadanos la oportunidad de aprender algunas habilidades adicionales, y aumentar así la visión de informar sus opiniones y responder al ejercicio de compromiso ciudadano. 

Propuestas de esto tipo, darían lugar a que otros gobiernos locales y hasta nacionales se vean comprometidos con esta corriente de liberar los datos y con ello aumentar la participación y compromiso ciudadano, elevando los niveles de gestión y transparencia de los gobiernos. 

Con ello, se busca que el conjunto de datos abiertos se incrusten y conecten con más fuerza a los procesos de consulta e información en la toma de decisiones públicas, en lugar de sólo liberar datos de forma aislada, sólo deseable por algunos individuos y organizaciones con intereses particulares externas al gobierno. 

Esto podría dar lugar a conversaciones más informadas y honestas que se llevan a cabo entre comunidades y gobernantes, lo que resultaría en ciudadanos más informados y comprometidos y funcionarios públicos y representantes elegidos con respuestas más útiles y eficientes construidas a partir de las propuestas de políticas o cambios en el diseño de servicios derivados de los datos previamente liberados. Esto sin duda, podría beneficiar a la democracia, haciéndola realmente participativa.
Compartir Compartir

Sobre el autor Nubia Márquez

Economista y Tecnóloga con Especialización en Aplicaciones E-Business, Tutor Virtual y Bloguera. Apasionada por la Tecnología, las Finanzas y la Educación con énfasis en la Web 2.0. En mis ratos libres me encanta cocinar, viajar, leer y navegar en la Internet.

 
    Comentarios Blogger
    Comentarios Facebook

0 comentarios:

Publicar un comentario