El tesoro está en los datos!!!

Desde las empresas aseguradoras hasta las agencias de inteligencia deben convertir a los grandes datos (Big Data) y los programas de monitoreo y minería de datos (Data Mining) en su más grande aliado

datos-tesoro
Foto: hrotoday.com

En una primera fase, las compañías de seguros y agencias de fuerzas del orden, necesitan reunir, vincular y analizar los datos provenientes de diversas fuentes, como sistemas de navegación y redes sociales, con los datos de clientes y ciudadanos existentes en sus bases de datos tradicionales

En el caso de la industria automovilística, ya ha movido ficha para favorecer estos avances, ya que los vehículos que salen de fábrica actualmente se presentan como un compendio de sistemas informáticos. El nacimiento del “vehículo conectado” facilita la actualización de las centrales de tráfico vía móvil porque el propio vehículo se erige como la fuente de información número uno. 

La tecnología hace posible una evaluación inteligente de toda la información recibida. A partir de allí, las aseguradoras solo tienen que analizar la información del comportamiento de un cliente al volante y ésta hoy por hoy es una de las aplicaciones más extendidas de Big Data, un fenómeno que está permitiendo aumentar las ventas un 73% en las compañías que apostaron por ello en 2013, según un estudio Sigma de SWISS RE. 


La personalización de la prima 

Paga según conduzcas, las bases de una tarifa personalizada son sencillas: en el futuro cada conductor dispondrá de la tarifa para su póliza en función de su comportamiento al volante, riesgo potencial, consumo de combustible, tipo de vecindario en el que reside, etc. En el caso, por ejemplo, de un cliente que normalmente realiza rutas de bajo riesgo, se le ofrece la posibilidad de optar a una cobertura más amplia durante un periodo de tiempo en el que las condiciones climatológicas son adversas. 

La compañía puede utilizar información disponible sobre el cliente para generar un perfil y presentarle una oferta competitiva por esos días ‘extra’ en los que se asumen mayores riesgos. En caso de accidente, la aseguradora puede analizar en detalle las causas, minimizándose, así, el riesgo de fraude. Además, es una ventaja para el conductor que conozca cada cierto tiempo si su conducta al volante tiene o no un ‘premio’, en lugar de recibir una factura cada año prácticamente igual a la del anterior. También puedes leer el post Big Data: Privacidad vs Personalización.


¿Soy un ciudadano potencialmente peligroso? 

Por otra parte, las agencias de inteligencia comienzan a hacer uso de Big Data y otras herramientas similares. 

En España, cuenta Enrique Serrano, CEO de Tinámica, una compañía especializada en soluciones tecnológicas. “Aquí se está usando para localizar objetivos y detectar elementos de riesgo, fundamentalmente con todo lo que tiene que ver con el terrorismo islámico y yihadista”. 

Agregando, “Se están cruzando datos, principalmente, de redes sociales […] pero se analiza todo mediante software personalizado para detectar una alarma”. Es decir, para saber, por ejemplo, quién está hablando de explosivos, atentados, buscando información sobre la construcción de una serie de artefactos y otros delitos. “Eso está monitorizado en tiempo real”

Foto: inter-disciplinary.net

“Cuando a alguien se le considera una amenaza real”, se solicita una orden judicial para hacer un seguimiento más exhaustivo. En otras ocasiones se están siguiendo cuentas de correo que no necesariamente llevan aparejado un nombre real o números de teléfono. Las listas de pasajeros de los aviones para detectar triangulaciones poco frecuentes (que tratan de evitar que se conozca el destino directo del pasajero, por ejemplo) forman parte de esos datos. 

Sin embargo, no se trata de los únicos delitos perseguidos. No se salvan, por ejemplo, los de tipo fiscal, para los que “se analiza la potencialidad de renta de empresas o núcleos […] y se cruza esa información con las manifestaciones en redes sociales o las búsquedas de una IP asociada”, comenta Serrano. Los algoritmos, asimismo, pueden usarse para generar mapas de calor de zonas en riesgo de conflicto en determinadas situaciones

Algo que el sistema hace basándose en las condiciones meteorológicas, el clima político, la presencia de un evento deportivo, el tráfico, etcétera; y que se usa para calcular un despliegue de unidades policiales que eviten en lo posible incidentes y preserven la seguridad de los ciudadanos. 

Policía de Fresno 

En California, EEUU, los agentes del departamento Real Time Crime Center se valen de una generación de nuevas tecnologías que les permiten husmear en la vida de los ciudadanos como hasta ahora nunca había sido posible. En concreto, se basan en un software llamado Beware que recaba datos que abarcan desde los números de matrícula de delincuentes huidos, hasta los mensajes en redes sociales

De hecho, el éxito de esta técnica reside en el cruce de cifras procedentes de las búsquedas web de los sospechosos, el registro de propiedades, las llamadas a los números de asistencia (maltrato, atracos y demás), las imágenes de las cámaras de tráfico, las bases de datos comerciales, etcétera. Una información crítica que, según estos funcionarios del Estado, “puede ayudar a descubrir terroristas, encontrar sospechosos, garantizar la seguridad y cerrar casos abiertos”. 

Una clase de técnicas, que se han implementado desde los ataques del 11S. Por desgracia y llegada la situación actual, resulta inevitable cuestionarse dónde se encuentra el término medio; es decir, si este tipo de procedimientos no están violando nuestra privacidad y, simplemente, tratan de justificarse tras el adalid de la seguridad, convirtiendo nuestras vidas en una suerte de aquel Gran Hermano descrito por Orwell, o sociedad Orwelliana, que hace referencia a una sociedad donde se manipula la información y se practica la vigilancia masiva y la represión política y social. También puedes leer el post Big Data: Privacidad vs Personalización.
Compartir Compartir

Sobre el autor Nubia Márquez

Economista y Tecnóloga con Especialización en Aplicaciones E-Business, Tutor Virtual y Bloguera. Apasionada por la Tecnología, las Finanzas y la Educación con énfasis en la Web 2.0. En mis ratos libres me encanta cocinar, viajar, leer y navegar en la Internet.

 
    Comentarios Blogger
    Comentarios Facebook

1 comentarios: